Educación
Plataforma abc

¿Qué es el ciberbullying?

En la Semana de la Convivencia Digital, informate, asesorate y prevení.
23 Octubre, 2017

Es la discriminación u hostigamiento virtual hacia uno o varios niños, niñas o adolescentes. Los acosadores utilizan las redes sociales, mails, mensajería instantánea, como whatsapp, o  mensajería de texto.

Constituye un acto de ciberbullying cuando el acoso es sostenido en forma reiterada y deliberada y cuando tiene la clara intención de producir daño a otro a través de la difusión de información, textos, fotos o videos difamatorios y discriminatorios.

Estos actos discriminatorios, a través de las redes sociales e internet, involucran exclusivamente a niños, niñas y adolescentes. Si se trata de un acto de acoso en el que interviene un adulto, estamos entonces ante otro tipo de ciberacoso.

Una de las características del ciberbullying es que posibilita al acosador atacar a la víctima a toda hora y desde cualquier sitio.

Como en casi todas las actividades en la web, una vez que se subió una información, resulta casi imposible controlar quién la comparte o quién guarda esos datos, y a cuántas personas alcanzará y que, a su vez, podrán seguir compartiendo.

El difundir información por las redes sociales genera una falsa sensación de anonimato y esto trae, como consecuencia, una minimización del problema. Esto puede causar que un mayor número de usuarios se sume al acoso, agrandando el círculo de discriminadores.

A todo lo expuesto cabe mencionar otra particularidad del acoso virtual que agrava el daño hacia las víctimas. Se trata de la variedad de canales que las nuevas tecnologías permiten en la actualidad reproducir mensajes personales, en grupos, memes (textos que incitan a la burla), fotos o videos. Todos estos mecanismos combinados incrementan el daño.

En todo acto de ciberbullying es posible identificar ciertos perfiles: el acosador, el acosado, el ayudante del acosador y los espectadores de estos hechos.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que estos roles son dinámicos. La práctica indica que los chicos y chicas recorren varios de los perfiles y pasan de acosador a acosado en poco tiempo. Por lo cual es necesario considerar como verdaderamente eficaz el diálogo con los niños y los adolescentes y preservar tanto al niño o niña que está siendo acosado como al que está acosando.

 

Algunas recomendaciones

  • Dialogar para detectar en forma temprana los casos de ciberacoso e inculcar que es importante no hacer o decir en internet lo que no harían o dirían en persona.
  • Desalentar y no sumarse a la difusión de discriminaciones hechas por terceros.
  • Ejercer y difundir buenas prácticas en las redes sociales, como por ejemplo el uso de perfiles privados y tener como amigos a personas conocidas.
  • Aprender sobre el uso de herramientas para denunciar hechos de acoso y de bloqueo.