Educación
Plataforma abc

Conocé tu área: Sala de Primeros Auxilios

 

Juan Mario Macaroni lleva 27 años atendiendo consultas de pacientes en la Dirección General de Cultura y Educación, apenas 3 años menos de los 30 en que inició su carrera profesional. Es el médico de la Sala de Primeros Auxilios y junto al enfermero Roberto Marcelo Mujica conforman el tándem al que recurren en una situación de emergencia el numeroso personal del ministerio, tanto de sede como de oficinas descentralizadas, estimado en 5.000 agentes.

Tos, gripe, faringitis, hipertensión, lipotimia, bronquitis, traumatismos menores, son algunas de las consultas más frecuentes que recibe Macaroni de los empleados que asisten al consultorio. Quienes lo conocen destacan su experiencia y la voluntad para contener al paciente.

Además, está atento a las patologías prevalentes de cualquier población como hipertensión, dislipemias, problemas de tiroide, gastritis. Comenta preocupado el uso frecuente de tranquilizantes y antidepresivos, y describe situaciones que originan ese consumo, como el cansancio, el estrés y las patologías indefinidas, cuyo cuadro visible es un malestar general.

Por otro lado, Mujica con 22 años de profesión y 6 en la DGCyE, cuenta que, en su caso, la mayor cantidad de consultas son por valores de la presión, dolor de espalda y estrés. Explica que no receta medicamentos, solo realiza atención primaria como tomar la presión, colocar inyecciones o si alguien sufre un accidente le practica primeros auxilios.

Médico y enfermero atienden un promedio de entre 6 y 10 personas por día cada uno, en el horario de 8 a 14 de lunes a viernes. Convencidos de que a menor estrés le corresponde mayor felicidad, reciben a los pacientes con una serie de recomendaciones destinadas a poner en práctica hábitos saludables y mejorar la autoestima, a modo de decálogo expuesto en la puerta de acceso.

Ambos agradecen el equipamiento que recibieron este año de las autoridades. Actualmente, la Sala de Primeros Auxilios cuenta con silla de ruedas, tabla de traumatología, cuello ortopédico, cajas de cirugías para esterilizar, nebulizador, tubo de oxígeno, medicamentos suficientes y dicen que hasta contarán con un desfibrilador.  

Resaltan que para evitar las enfermedades hay que trabajar sobre hábitos saludables y fortalecer la autoestima. Y acompañan con una frase que, a modo de lema, estamparon en la puerta de la Sala: “El primer deseo que hace posibles los demás, es la salud”.